Bienvenido al paro ¿dispuesto a salir?

Posted on octubre 3, 2009. Filed under: Trucos Búsqueda Empleo |

Por Arancha García Angulo

Tanto si estás dispuesto a iniciar esa carrera de fondo que es la de encontrar un trabajo como si acabas de quedarte sin empleo es importante que, pase lo que pase, nunca olvides una cosa: eres un ganador. Ten por seguro que antes o después encontrarás una ocupación, posiblemente no será la que hubieras soñado, pero en tu mano sigue estando el conseguir esa meta que en muchas ocasiones no se alcanzará a la primera de cambio. Precisamente, ese proceso de incertidumbre, el de si lograré o no un empleo, es uno de los momentos más difíciles para quien se encuentra desocupado. Para contrarrestar esos efectos que minan la autoestima y nos hacen sentir en baja forma moral te presentamos aquí nueve actitudes para presentar justa batalla al mundo del paro. ¿Dispuesto a salir de él ahora mismo?

Piensa en positivo
Piensa siempre en positivo, lo que equivale a “ver la botella medio llena y no medio vacía”, puesto que nadie contrata a pesimistas. Tu actitud es fundamental tanto a la hora de salir a la calle en busca de un empleo como en el momento de realizar una entrevista de trabajo. Una persona que se muestra triste, contrariada o se siente a disgusto transmite esa sensación a los demás e inevitablemente causa un determinado rechazo que se puede convertir en la pérdida del puesto al que optabas. Tu lado bueno es el mejor. Haz que lo demás también lo comprueben, pero nunca a base de fingir o interpretar. Recuerda que tu mejor arma es ser como eres.

No te sientas jamás como un parado, sino “a caballo” entre dos trabajos. Si no has tenido nunca la oportunidad de trabajar, piensa que cuando estabas estudiando realizabas un trabajo, al igual que cuando afrontas el proceso de búsqueda de empleo. Por tanto, aprovecha el tiempo y prepárate para mejorar tu candidatura.

Preparado, aunque no lo creas
Si has tenido muchos empleos en poco tiempo, no caigas en la trampa de desmoralizarte. Justifícalo convenciéndote de que te han servido como experiencia para conocer distintos sectores y actividades.

Si eres polifacético, escoge aquellas áreas que mejor dominas y céntrate en ellas. Ten en cuenta que nadie saber hacerlo todo bien. Si es necesario acude a un profesional experto en orientación profesional para que te ayude a conocerte mejor, quizás puedas descubrir nuevos caminos profesionales para los que estás preparado sin saberlo.

Véndete bien
Utiliza tus contactos y relaciones, nadie buscará trabajo por tí, pero mucha gente puede proporcionarte al menos una entrevista. Fomenta y utiliza tus relaciones sociales como canalizadores de tus necesidades laborales. Algunos lo llaman el “networking”. Seguro que conoces a muchas personas que han encontrado o han mejorado en su trabajo por los contactos y comentarios de otras personas.

Hazte agente comercial de tí mismo. Prepárate una estrategia para poder promocionarte de la mejor forma posible. Para ello analiza dónde estás y dónde te gustaría estar. Nadie mejor que tú para saber cómo eres y qué puedes ofrecer. Véndete.

Sé directo y claro
Sé directo, claro y conciso, si transmites un lenguaje demasiado denso y confuso nunca podrás destacar tus auténticas cualidades o aquellas que pueden ser más valoradas en cada perfil laboral.

Muestra continuo interés por todas las cosas, la gente interesada es gente capaz de integrarse y las empresas suelen pensar globalmente, no en individuos aislados. El egoísmo no conduce a ninguna parte. Recuerda que quien se preocupa por los demás permite que el trabajo en equipo fructifique y redunde a su vez en un mejor funcionamiento global de la empresa.

Escucha con atención, ten los ojos abiertos, no mientas jamás y muéstrate abierto a probar lo que dices. Normalmente lo natural es lo que “vende” siempre mejor.

Oscar Wilde escribió que “el trabajo es el refugio de la gente que no tiene nada mejor que hacer”. Seguramente Wilde no hubiera hecho suya tal afirmación si se hubiera encontrado en la necesidad de independizarse o de mantener una familia, un piso o un seguro médico y además sin pertenecer a una familia adinerada.

Make a Comment

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Liked it here?
Why not try sites on the blogroll...

A %d blogueros les gusta esto: